¿Estás pensando en traer por primera vez un gato a tu hogar? Como buen principiante, puede que sientas que hay muchísimas cosas que desconoces y que hora te urge saber. No te preocupes, a continuación, te daremos una serie de consejos básicos para introducir al nuevo integrante en tu hogar con total tranquilidad.

¿Qué va a necesitar en casa?

Los gatos son animales que se adaptan muy bien a todo tipo de hogares. Pueden vivir tanto en un piso como en una casa con un amplio jardín. No necesitarás grandes lujos para darle cabida en tu hogar.

Asegúrate de disponer de:

  • un plato que sea sólo suyo,
  • pienso acorde a su edad,
  • un cuenco para el agua y
  • una caja de arena aglomerante o litera.

Con respecto a ésta ultima, es probable que no la utilice desde el primer momento (aunque muchos gatos acuden a ella desde el principio por instinto). Un consejo para conseguirlo, es que lleves las cacas que haya podido hacer en cualquier otro lugar de la casa y las deposites en la arena. Rápidamente reconocerá el olor y aprenderá que ese es su nuevo “váter”.

Si quieres puedes añadir a éste “pack de bienvenida” algún juguete con el que mantenerlo entretenido y una camita o una caja con un cojín. No obstante los gatos son muy independientes y puede que el tuyo elija dormir en cualquier otro sitio por su cuenta.

Visita al veterinario

Es primordial llevar a tu nuevo gato a la consulta veterinaria cuanto antes. Incluso puedes hacerlo antes de ir a casa si lo deseas.

En ésta primera consulta se le hará una revisión completa para verificar su estado de salud general. También se le aplicarán las vacunas necesarias, la desparacitación oportuna y te harán una entrevista para conocer tus hábitos y las características de la vivienda en la que alojarás a tu gatito.

Ésto es muy importante dado que, según como sea tu casa, hay algunas medidas preventivas que deberás adoptar.

Si vives en una casa es probable que tu gato tienda a pasearse por la calle o el exterior de tu vivienda. En ese caso, puede que en tu ciudad se exija la colocación de microchip. También deberás incrementar las medidas antiparasitarias, dado que saliendo a la calle estará más expuesto a pulgas y garrapatas.

Finalmente, dependiendo del origen de tu minino, el veterinario te recomendará algunas pruebas de ciertas enfermedades muy contagiosas entre gatos. Especialmente si se trata de un gatito callejero, deberás hacerle como mínimo el test de la leucemia y el sida de los gatos o inmunodeficiencia.

Muchos gatos “se activan” por la noche

Como es sabido popularmente, los gatos son en su mayoría animales de hábitos nocturnos. No te preocupes si merodea por la casa de madrugada. Como medida preventiva, procura que no pueda salir al exterior al menos durante los primeros días, hasta que conozca bien el camino a casa y sepa orientarse totalmente.

Un miembro más de la familia

Trataremos más adelante acerca de la relación entre gatos y niños. No obstante, si hay niños en casa recuerda en todo momento que un gatito no es un juguete.

Deberás promover desde el principio el trato respetuoso al animal, considerando sus tiempos de adaptación y teniendo en cuenta que en los primeros momentos podría estar asustado por la nueva situación

En la medida de que tu gato se sienta seguro se mostrará cada vez más confiado y cariñoso con todos los integrantes del hogar.

De allí en adelante os espera una bella relación de amistad y compañerismo que recordaréis toda la vida.

¡Mucha suerte y feliz vida gatuna!

Síguenos